Acaba con los tópicos del sexo

En el sexo existen una serie de tópicos que se han ido perpetuando a lo largo de años, y que no tienen nada que ver con la realidad, aunque todos asumimos como ciertos. Te desmontamos algunos.

Primero, a las mujeres nos encanta un buen encuentro sexual, no un masaje. Si afirmamos estos, es porque nuestra pareja no nos satisface como debiera y como es un engorro tener una amante nos conformamos con los sentimientos.

topicos sexo

Segundo mito falso: los preliminares son fundamentales para llegar al orgasmo. A veces un ‘rapidito’ puede llegar a proporcionar el mismo nivel de excitación. Depende del momento.

Otro mito: los chicos solo buscan sexo en la primera cita. Muchos prefieren esperar a la segunda.

Tampoco no todos buscan la penetración al momento. Cada vez más, los hombres gustan de disfrutar de besos y caricias por parte de la pareja. Sigue leyendo

Malaxofobia y afenfosfobia: fobias sexuales

Aunque nos parezca mentira, el sexo también despierta ciertas fobias, tanto en hombres como en mujeres, que no nos permiten disfrutar de todo el placer que nos puede proporcionar una buena relación sexual.

Te presentamos dos de las fobias sexuales más curiosas, que seguro te sorprenden, pero que a lo mejor tienes sin darte ni cuenta.

Malaxofobia y afenfosfobia

La afenfosfobia es el miedo que sienten muchas personas a la suciedad. Son limpias en exceso, hasta el punto que no quieren tener relaciones sexuales, ni contacto físico, porque no se han lavado las manos. Lo único que quieren estos “limpios” es que nadie se introduzca en su espacio.

Las personas que padecen afenfosfobia evitan incluso las caricias, ya que les producen angustia. Son personas poco cariñosas, y algunos expertos aseguran que este problema se presenta en quienes nunca fueron abrazadas ni acariciadas de pequeños.

La malaxofobia la padecen sobretodo las mujeres, que rechazan los juegos eróticos. Muchas veces es debido a la educación sexual represiva que se impone a muchas niñas desde pequeñas, y las creencias religiosas también tienen que ver con esta fobia. Estas mujeres tienden a angustiarse y a ponerse a temblar cuando comienza cualquier tipo de juego sexual.

fobias sexuales

No es una fobia que afecte a las relaciones sexuales, sino que se produce en momentos puntuales, los que se relacionan con el momento de iniciar el juego sexual. Relacionada con esta fobia, encontramos la erotofobia, que se define por el miedo a mantener conversaciones sobre temas relacionados con el sexo.

Records sexuales, ¿reales?

Records sexuales, ¿reales?
El mundo del sexo está lleno de supuestos records sexuales, que no sabemos muy bien si son leyenda o realidad, pero cuyas historias, sin duda, nos llaman la atención por lo curioso en algunos casos, y porque nos gustaría experimentarlas, en otros.

Uno de los records que si nos podemos cree es el de Jhon Holmes, que aparece registrado en el Guinnes con el pene más grande de un ser humano. Su miembro erecto medía 33 centímetros y tiene una réplica expuesta en la galería de Record Guinnes.

Records sexuales

El mundo de los actores porno también parece que es muy duro a la hora de trabajar. Si no que se lo digan a Lisa Sparx, que tiene el record de la mujer con más relaciones sexuales en 24 horas. Por lo que parece, la actriz mantuvo sexo con 919 hombres en un día con pausas de 58 segundos entre cada uno.

Sin duda, en el caso masculino no es igual de efectivo. El de Jon Dough es otro de los records ¡que aparece en el libro, aunque su marca es un tanto inferior a la de ella. Este hombre tuvo 55 encuentros sexuales con mujeres en un solo día. Pero el hombre con más relaciones en su vida tiene el récord de 52,000 en 30 años, es decir una media de 4.56 relaciones diarias. Sigue leyendo

Terapia de las sensaciones para disfrutar del sexo

Las personas con problemas sexuales del tipo de la anorgasmia femenina, la dificultad eréctil, y el deseo sexual bajo desarrollan una obsesión por llegar al orgasmo que acaba aun más empeorando su patología.

Una de las opciones para superar esto es recurrir a la terapia de las sensaciones, pensada para reducir la ansiedad por alcanzar el orgasmo, centrándose más en lo que se sienten los dos miembros de la pareja, más que en llegar al placer del sexo como tal.

Terapia de las sensaciones para disfrutar

La idea de esta terapia es que cuando una persona con problemas sexuales solo piensa en el orgasmo, lo acaba perdiendo. Es mejor tomarse su tiempo para experimentar tocando y sintiendo muchas partes del cuerpo de la pareja. La terapia de centrarse en las sensaciones ha sido diseñada para aumentar la comunicación entre los dos amantes con caricias. Cada persona tiene la oportunidad de explorar poco a poco el cuerpo de la pareja, escucharla y sentirla.

Una de las primeras cosas a tener en cuenta es que la terapia de las sensaciones no debe centrarse solo en el momento del sexo. Puede hacerse en cualquier momento, para fortalecer su propia relación, habilidades de comunicación, y redescubrirse mutuamente, siempre que haya un entorno adecuado.

terapia sensaciones

Una buena manera de empezar a desarrollar esta técnica es que uno de los dos se acueste en la cama con una posición cómoda. La otra persona tendrá el papel del “tocador”. Estos roles cambiarán posteriormente. El tocador no debe tratar de despertar el lado sexual del receptor, solo debe limitarse a explorar.

Posturas Kamasutra: el candado

Posturas Kamasutra: el candado
Una de las posturas más íntimas que nos presenta el libro del kamasutra es la del candado, o encadenado como se la conoce en algunos lugares.

El candado parece pensado para que lo practiquéis en un lugar especial, con un cierto morbo, como es la encimera de la cocina. La mujer debe sentarse encima de una superficie plana y abrir bien las piernas, mientras que el hombre se coloca entre sus piernas y la penetra, sujetándola con fuerza para no perder ni el ritmo de movimientos ni el equilibrio.

Posturas Kamasutra: candado

Esta postura del kamasutra tiene dos puntos positivos esenciales: facilita una penetración muy directa y profunda y, a la vez, favorece la intimidad de la pareja, ya que en esta posición se miran cara a cara, a los ojos.

La del candado es una postura sexual perfecta para aquellos momentos en que la pareja está demasiado excitada como para buscar una relación sexual lenta, sino que buscan dar salida a sus ganas de sexo alcanzando el clímax rapidísimo con ayuda de esta profunda penetración. Además, los hombres se vuelven locos ante la posibilidad de hacerlo en sitios nuevos; para ellos, hacerlo fuera de la habitación equivale a sexo sin restricciones. Sigue leyendo

El mito del himen femenino

El mito del himen femenino
El himen es una de esas partes del cuerpo que no cumple una función determinante y no es vital para el funcionamiento del organismo, pero que siempre está presente en la mente de todo el mundo.

El himen ha estado desde siempre relacionado con la virginidad. Se trata de un tejido que se encuentra en el interior de la vagina, cubriendo parcialmente la entrada de ésta, y cuando una mujer tiene su primera relación sexual con penetración, generalmente este tejido se rompe, causando un ligero sangrado.

mito himen

En algunos casos, el himen se ha roto en mujeres vírgenes, como consecuencia de algún ejercicio o durante prácticas masturbatorias. Tambien hay que aclarar, que aunque el himen no se haya roto, también existe riesgo de un embarazo si el hombre eyacula en la entrada de la vagina, ya que no lo recubre en su totalidad la entrada de la misma.

También hay casos, en los cuales el himen es tan elástico, que permite una penetración sin romperse. Para algunas mujeres, para algunos hombres también, generalmente por motivos religiosos, es muy importante un himen intacto.

HIMEN FEMENINO

El himen se ha convertido en un mito tan importante que algunas clínicas estéticas han empezado a reparar un himen desgarrado en aquellos casos en que la mujer tenga la necesidad de tener o demostrar que su himen permanece intacto, ya sea que lo quiera hacer por ella misma o por su pareja, o por motivos religiosos.

El nuevo novio de Paris Hilton: Frederick, un multimillonario empresario europeo

El nuevo novio de Paris Hilton

Como podéis imaginaros, no es un camarero. Ya circulan por la Red imágenes de la nueva ilusión de Paris Hilton: un  joven empresario alto, delgado, moreno, europeo, fumador… y, cómo no, multimillonario.

No esperábamos menos de Paris. El nuevo acompañante de la rica heredera podría ser uno de sus numerosos amigos con los que se deja ver de playa en playa, de yate en yate y de fiesta en fiesta, si no fuera porque les han pillado haciéndose carantoñas y mimos varios en la isla francesa de Cavallo.

Quién es el novio de Paris Hilton

Poco más se sabe del hombre que tan feliz hace ahora a la rubia de oro, a quien se la ha visto radiante en sus interminablesvacaciones por el Mediterráneo, con parada en Ibiza, Saint Tropez y Cannes, donde no se ha separado de su querido Frederick.

Aunque ella ya lo había negado por activa y por pasiva, se desmienten así de una vez por todas los rumores de una posible relación sentimental de Paris Hilton con DJ Afrojack.

Famosos adictos al sexo y diferencias entre vida sexual muy activa y adicción

Famosos adictos al sexo

En los últimos tiempos se vienen dando muchas noticias de famosos que ingresan en clínicas de rehabilitación para tratar su adicción al sexo. Entre el estupor y la jocosidad, la mayoría nos preguntamos si realmente tienen un problema o es sólo una excusa para limpiar su imagen ante una sociedad cada vez más puritana. ¿Recurren los famosos a la adicción al sexo para justificar sus excesos y escarceos extraconyugales o en verdad sufren un desorden que no pueden controlar?

Adicción al sexo

De todo hay. Algunos famosos se escudan en este problema para justificar sus deslices, pero la verdad es que la adicción al sexo, también llamada hipersexualidad, es un trastorno de la personalidad de tipo obsesivo compulsivo que puede llegar a perjudicar gravemente la vida de quienes la padecen. Pero ¿dónde está el límite entre una vida sexual muy activa y una adicción al sexo? Como cualquier otra adicción, se llega al límite cuando la obsesión interfiere en la capacidad para desarrollar una vida normal. Los adictos al sexo son incapaces de controlar sus pensamientos y el único placer que obtienen del sexo es lograr calmar la ansiedad que les produce una necesidad imperiosa de practicar sexo.

Existen casos muy conocidos de famosos que se han declarado adictos al sexo. La última ha sido Cameron Diaz. Ella misma ha confesado su adicción, pero hasta donde ha contado, no se trata de un caso de adicción en sí, sino de una persona a la que simplemente le encanta practicar sexo, algo por otra parte, muy saludable.

Bill Clinton también reconoció en su día sus problemas de adicción al sexo, pero lo hizo tras el escándalo protagonizado con Monica Lewinsky. Su caso pareció un intento de limpiar su imagen política así como la de su esposa, Hillary Clinton, que quedaba en una situación delicada de pública humillación.

Más famosos adictos al sexo

Michael Duoglas fue el primero de los famosos que confesó tener una adicción al sexo por la que ingresó en una clínica de rehabilitación. Su adicción le costó su primer matrimonio.

Con varios escándalos sexuales a su alrededor, y con menores de por medio, el actor Rob Lowe tuvo que reconocer su necesidad incontrolable de sexo y decidió ingresar en una clínica para superar su adicción.

Charlie Sheen alardeaba de haberse acostado con más de 5.000 mujeres, y teniendo en cuenta sus últimos escándalos, la del sexo es la menos problemática de sus adicciones. En parecida situación estáLindsay Lohan, de la que cuentan que ha sustituido sus adicciones al alcohol y a las drogas por la del sexo, por lo que resulta complicado averiguar el motivo exacto de sus entradas y salidas de las clínicas de rehabilitación. Sigue leyendo

Posturas kamasutra: el columpio

Posturas kamasutra: el columpio
¿Quieres probar una nueva postura sexual del kamasutra que te vuelva loco de placer, además de resultar visualmente muy sexy? La del columpio se convertirá, sin duda, en la postura preferida para tus noches de sexo más especiales.

Eso sí, debes tener en cuenta que la del columpio es una postura para personas con una buena forma física. ‘Precalienta’ estirando un poco, y colócate boca arriba, con las piernas hacia arriba y hacia atrás. Ahora es el turno de tu pareja: pídele que se arrodille frente a ti y coloque las rodillas contra la parte inferior de tu espalda para apoyarse.

kamasutra: el columpio

A continuación, tiene que inclinar su cuerpo sobre la parte posterior de tus muslos mientras tú le sujetas las piernas. Una vez hayáis conseguido la penetración, ya solo queda que empieces a balancearte como si estuvieses en un columpio.

Uno de los puntos positivos de la postura del columpio es que, al levantar las piernas, se contrae la vagina y se hace más estrecha. Por lo tanto, aumenta la intensidad de su penetración. Por otro lado, cuando la mujer abre ligeramente las piernas para balancearse, la penetración se hace más profunda. La combinación de ambas sensaciones puede llevarte a la locura. Sigue leyendo